VIEWS

domingo, 17 de mayo de 2009

LEYENDAS GRIEGAS




























MEDUSA





ECO:

Ninfa, habitante de los montes, los valles y los barrancos, era la personificación del eco, se cuenta que un día se enamoro perdidamente de Narciso, (hijo del río Cefeso), que rechazó su amor, la pobre ninfa vagó entonces por valles y bosques, llenándolos a su paso con lamentos, hasta consumirse de amor y dolor.

Sus huesos se transformaron en rocas. Lo único que se conservó fue su voz, que responde débilmente en los lugares solitarios cuando se le llama.

CAJA DE PANDORA:

Según la mitología griega, fue la primera mujer mortal que dio Zeus a los hombres, frente a todas las tempestades, Hefesto por ordenes de su padre, moldeó en arcilla a este personaje, y con una chispa de fuego le dio vida, Afrodita le concedió la belleza, Atenea la sabiduría y la habilidad en todos los terrenos, Hermes la palabra fácil y el ingenio rápido, de esta manera fue llamada Pandora, que en griego significa "todos los dones".

Fue esposa de Epimeteo, antes de casarse Zeus le entregó a Pandora una pequeña caja, con la instrucción de que nunca la abriese, así pasaron días, y aprovechando que su esposo no estaba, su curiosidad fue más fuerte que la prohibición, y cuando la abrió salieron todos los males de la humanidad, sin embargo en el fondo de la caja quedó la esperanza. De allí parte el dicho: "La esperanza es lo último que se pierde"

HERMAFRODITO:

Hijo de Hermes y de Afrodita, educado por las ninfas en el monte Ida. Reunía en si los dos sexos. Esta anormalidad se debía a que la ninfa Salmácide se enamoro de él, sin ser correspondida. La muchacha pidió a los dioses abrazar al joven tan fuertemente que nadie los pudiese separar, quedando así unida a él para siempre. Fue escuchada y desde entonces, ambos cuerpos formaron uno sólo.

NARCISO:

Hijo del río Céfeso, era un bellísimo joven, de quien se enamoró la ninfa Eco, sin ser correspondida, Narciso fue castigado por su dureza de corazón por Afrodita, que le hizo enamorarse de sí mismo un día que se acercó a beber agua en una fuente, y observó su propia imagen reflejada en la superficie del agua, al intentar abrazarla cayó al agua y se ahogó.

Su nombre fue perpetuado en forma de flor, que es símbolo de la belleza carente de sentimientos.

PROMETEO:

Hijo del Titán Japeto y de Climena. Según dice la leyenda, Zeus desató el diluvio universal con el fin de arrasar con todos los seres humanos.

Prometeo le dijo a su hijo Decaulión que construyera un arca donde pudiera salvarse él y su esposa, para continuar así la especie humana. A Prometeo se le debe la medicina, la medida del tiempo, la navegación, el fuego (que se lo robó a los dioses).

Zeus no le tenía nada de simpatía y un día decidió ordenar a Hefesto que encadenara a Prometeo a la cima de una montaña muy alta donde un águila le comería en la mañana el hígado y luego en la noche le crecería de nuevo el mismo órgano para que a la mañana siguiente volviera el águila a continuar el torturante ciclo.

Sin embargo, Prometeo sabía un secreto de Zeus y fue por éste que Zeus lo liberó. El secreto era que si Zeus tenía un hijo con Tetis éste sería más poderoso que su padre. Entonces Zeus decidió dar a Tetis en matrimonio a Peleo, y de ellos nació Aquiles, héroe de Troya

PERSEO:

Se cuenta que Acrisio Rey de Argos, escuchó de los oráculos la profesía que el amor de su hija Dánae sería funesto para él. Entonces decidió encerrarla en una torre donde no pudiera verla ningún hombre.

Zeus estaba enamorado de ella y se convirtió en lluvia de oro para poseerla. De esta forma nació Perseo. Acrisio encerró a Perseo y a su madre en una caja y la botó al mar. Zeus ordenó a las olas a que condujesen la caja a orillas de la isla Serifos. El Rey de la isla era Polidectes, quien los rescató y varios años después se enamoró de Dánae.

Cuando Perser se hizo hombre, el Rey le sugirió que si quería la mano de Hipodamia debería hacer una gran hazaña. Perseo aceptó la propuesta y dijo que traería la cabeza de Medusa: Su aventura fue todo un éxito y le cortó la cabeza a la gorgona escapando sobre Pegaso.

En el viaje de regreso, al pasar por Etiopía, salvó a Andrómeda de un monstruo marino que la iba a devorar. Cuando llegó a Serifos y se dió cuenta que el Rey sólo quería alejarlo de la isla cuando le sugirió lo de la gran hazaña, lo convirtió en piedra enseñándole la cabeza de medusa.

Se convirtió en Rey de Serifos, le devolvió los talones alados a Hermes, le dió la cabeza de Medusa a Atenea y se casó con Andrómeda, con la que tuvo a Micenas, Alceo, Esteneleao, Helio, Néstor y Electrión.

No hay comentarios: