VIEWS

domingo, 2 de septiembre de 2012

"LA CALMA"



















"LA CALMA"

TEXTO Y FOTOS: CARLOS INFANTE LUNA

"La calma..."

La calma espera... y se me escapa la vida, lo sé, hace poco que lo sé..., lo intuyo y lo siento muy dentro de mí, en mi corazón..., no sé lo que dure en el tiempo, mi vida ya está muy lejos de aquí, lo siento por la tripulación, me despido de ellos, los quiero, pero ya llegó la calma, en silencio, sin avisar, a traición, como siempre llega..., después de un ciclón..., pero eso..., eso ya da igual...

He sobrevivido a multitud de tormentas, las tempestades rasgaron mis velas, mis heridas la cicatrizó el mar y mis penas, donde quiera que vaya, siempre me acompañan, nunca se van...,pero eso..., eso ya da igual...

Navegué por los mares más duros y también por los más oscuros, me equivoqué de rumbo, perdí mi dirección, busqué en los lugares perdidos dónde nadie había ido, olvidé las cartas de navegación..., pero eso..., eso ya da igual...

He viajado por medio mundo buscando mi rumbo y un lugar que no pude encontrar..., esperando respuestas, ahogando las penas, dando tumbos de aquí para allá..., rompiendo cadenas, buscando sirenas que encontré atadas a la barra de un bar..., pero eso..., eso ya da igual...

Y después de la tormenta llegó la calma que meció mi alma sobre las olas del mar y en el mar de los sueños rotos mis sueños sueñan solos sin encontrar su lugar y navego día y noche y no puedo parar, quiero huir, quiero escapar, sentir el frío del mar, esperar..., esperar que todo esto acabe, que acabe ya..., pero eso..., eso ya da igual...

He sentido tanto frío que me arropé con la soledad, nos hicimos buenos amigos, fuimos testigos de la ira del mar y ese mar loco y embravecido hizo que con el mástil partido solo nos quedara remar..., pero eso..., eso ya da igual...

Naufragamos en islas desiertas que habitamos para olvidar, olvidarnos de quién éramos, de dónde queríamos llegar y llegamos una vez mas tarde a ningún lugar y la soledad que estaba cansada me quiso abandonar y me quedé solo, sin la soledad..., pero eso..., eso ya da igual...

Al final de cada jornada, después de navegar, naufragaba en cualquier parte, solo, sin mi soledad, y mis heridas que ya no eran heridas porque las curaba el agua salada, el agua del mar..., me dolían tanto en el alma que ya nadie me las podía curar, porque el alma duele, duele mucho más, más de lo que puedas pensar..., pero eso..., eso ya da igual...

Después de la tempestad de nuevo llegó la calma y en ella me voy a quedar porque la busqué toda mi vida y no la supe encontrar, me encontró ella a mí cuando menos la esperaba, cuando no la buscaba, cuando ya no podía más..., pero eso..., eso ya da igual...

Y la calma se desespera si espera y me ha vuelto a llamar, ya estoy listo, ya me debo marchar porque allí está, allí la veo, sentada en la bahía, al atardecer de mis últimos días, amarrada a la orilla del mar...
y la calma espera...
y la calma espera...
y yo..., me debo marchar...

(MyW.Vision: Y cuando ya no esté y todo de igual y llegue la calma que tanto busqué... y quieras saber más de mí, esto es lo que he sido, esto es lo que fue...)

2 comentarios:

Polo dijo...

Un texto muy bonito!!!y lleno de verdades :-)

SUPERMENDO dijo...

Sí...lleno de verdades, y lleno de sabiduría. Está sacado de lo más profundo del corazón. Bellos sentimientos.