VIEWS

domingo, 26 de mayo de 2013

EL PATITO FEO




EL PATITO FEO

El patito feo (Den grimme Ælling) es un cuento clásico-contemporáneo escrito por Hans Christian Andersen sobre un patito particularmente más grande, torpe y feo que sus hermanitos. El cuento fue publicado por primera vez el 11 de noviembre de 1843, y fue incluido en la colección de Nuevos Cuentos (Nye Eventyr) de Andersen en 1844. El cuento El patito feo es el n.º 25 de la colección de Andersen.

TRAMA

La vida del patito feo comienza cuando por error va a dar un huevo de cisne a una granja de patos, al nacer las diferencias entre sus "hermanos" es evidente, el cisne es desproporcionado respecto de los agraciados patitos, todos en la granja se burlan de él. Cuando trata de compartir con sus "hermanos" estos lo rechazan y le espetan lo feo que es, incluso la mamá del pato, lo ofende y lo repudia. La vida del pequeño cisne se hace miserable y desgraciada.

Un día, estando llorando en el estanque, el reflejo de su imagen en el agua distorsiona aún más su figura, por lo que su llanto es más triste. En ese momento, una mamá cisne pasa por ahí junto a sus crías y oye llorar desconsoladamente al pequeño cisne, se acerca y se llena de ternura y lo invita a unirse a sus crías; el "patito feo" al ver a sus nuevos hermanos se da cuenta que no es un pato como el creía; si no un ave que se convertirá algún día en un hermoso cisne.

Entonces el cisne que era el "patito feo" se marcha con su nueva familia ante los ojos incrédulos de la familia de patos que lo había rechazado. No sin antes saludar a su madre de nuevo.

MENSAJE

Este cuento, con su graciosa parodia de la autoestima humana, se considera una metáfora de la experiencia de la incómoda etapa en el crecimiento de un infante. Como cuento de hadas, es utilizado para hacer que los niños se sientan menos avergonzados sobre sus diferencias. La moral de la historia está oculta en el cuento: Poco importa que se nazca en el corral de los patos, siempre que uno salga de un huevo de cisne.

Un ejemplo de la vida real sería un niño o una niña que actúe diferente a los demás niños y niñas alrededor de él o ella. El cuento de hadas trae la esperanza de que esas diferencias resultarán en beneficios especiales y un futuro brillante:
«Rizó entonces sus alas, alzó el esbelto cuello y se alegró desde lo hondo de su corazón, jamás soñó que podría haber tanta felicidad, allá en los tiempos en que era sólo un patito feo.»

El patito feo se ha convertido en una metáfora que se usa para cualquier cosa que al principio no se tomaba en cuenta pero que después se hace popular o mejor. Por ejemplo: «¡Es increíble que sea el mejor estudiante! Antes sólo obtenía calificaciones bajas; era el patito feo de la clase.»

EL PATITO FEO

2 comentarios:

Manuel Díaz-Pinés Fdez-Prieto dijo...

Aleccioandor el cuento, Supermendo. Magnífico mensaje. Muchísimos años atrás, ya había alguien capaz de animar a la especie humana, para asumir que somos como somos y nunca se sabe a dónde llegaremos. Un cordial saludo y muchas gracias por la entrada, que es magnífica.

SUPERMENDO dijo...

Hola Manuel. Es uno de los cuentos mas bonitos de nuestra infancia. Saludos.